VAREA VUELVE A CAUTIVAR A LA AFICIÓN EN CASTELLÓN

No es por menospreciar la labor de Francisco José Espada y Vicente Soler, pero lo mejor de la tarde vino de manos de Varea. ¡Que novillero tenemos en nuestra tierra! Torea con el capote con una dulzura y temple inusual, improvisa en aquellos momentos más complicados, tiene la cabeza muy bien amueblada, una técnica con la muleta propia del más veterano y una gracia y torería que pocos poseen. Los mimbres para ser un gran figurón del toreo. 

Ayer volvió a demostrar que no fue casualidad lo de la temporada pasada. En su primero estuvo muy templado, tanto con capote como muleta. Naturales para enmarcar, pases de pecho a la hombrera contraria y del desprecio de auténtico cartel de toros. Cuajó a un astado con poca fuerza, tónica general de la novillada, pero que metió muy bien la cara. En su segundo nos deleitó con un recital de toreo de capote, en un quite que nunca quería acabar. En la muleta, le costó adivinar que el mejor pitón era el izquierdo, pero cuando se puso a ello, dejó varias tandas bastante buenas. En total, dos orejas de su primero, con petición de rabo incluida, y una ovación en su segundo, debido a que marró con la espada.

Francisco José Espada no me acabó, no le vi nada especial, con valor pero poco más. Y Vicente Soler me pareció que en su primero estuvo un tanto acelerado, pero en su segundo mejoró y nos dejó una tanda de naturales muy buenos, ajustados y templados.

En cuanto a la novillada de Ricardo Gallardo, me pareció algo justa de presentación, sobre todo los tres primeros novillos, los tres últimos mejoraron, incluso a los dos últimos se les aplaudió de salida. Casi todos adolecieron de falta de fuerza, pero con mucha clase en la muleta. El primero nunca terminó de humillar y demostró mucha sosería. El segundo fue pronto y alegre, cumplió bien en el caballo, fue algo mirón y fue ovacionado en el arrastre. El tercero con poca fuerza pero metiendo muy bien la cara en los engaños. El cuarto más grandón y con sus teclas. El quinto para mí el mejor de la tarde, bravo, pronto, alegre y con mucha clase en la muleta. El sexto empujó de manera espectacular en el caballo pero creo que fue más un arreón que de verdad. Destacó por el pitón izquierdo.

Finalmente salieron los tres novilleros a hombros junto al mayoral, eso sí, sin que nadie del público lo pidiera, y para mí de manera injusta. Está bien que los novillos ayudaron al triunfo, pero de ahí a que el mayoral tenga que salir a hombros como triunfador, hay un trecho.

Les dejamos con el orden de lidia de la novillada y algunas de las mejores fotografías de la tarde.




Fco. José Espada con el primer novillo, con la cara por las nubes.

Valor de Espada.


Ricardo Gallardo esta vez se quedó en el tendido.

Pase cambiado de Soler.

Buen derechazo.

Recibo capotero de Varea.

Chicuelina justada y torera.

Media verónica de Varea.


De cartel de toros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario